Borjami Casa 2.0

Como ya os adelantábamos en el post anterior, la cena de Navidad fue también una cena de despedida de nuestra casa…

Al día siguiente la casera llegó con “noticias frescas” y nos informó de que vendía la casa (si estáis interesados podéis verla en éste link)… Desde luego no fue una buena forma de empezar las vaciones, sobre todo teniendo en cuenta que todas las agencias inmobiliarias cierran durante dos semanas en la época navideña, y que buscar desde Madrid no es la mejor de las soluciones… Aun así pudimos ver dos pisos antes de volver a España.

A pesar del “susto”, las semanas que pasamos en Madrid fueron estupendas, sobre todo después de pasar las navidades del año pasado aquí solos… Cada trozo de turrón, cada mazapán, cada villancico fue disfrutado como nunca. Pero como todo lo bueno se acaba, el día de Reyes tuvimos que volver a casa… Bueno, a la búsqueda de casa más bien.

¡Nos teníamos que despedir de la que había sido nuestro hogar durante más de un año y nuestra primera casa juntos! (Perdonad porque las fotos están colocadas de forma un poco aleatoria durante todo el post).

Balmoral 1

Los que hayáis seguido nuestro blog y hayáis leído nuestras primeras entradas, sabréis ya que encontrar piso en ésta ciudad no es nada fácil… Sobre todo siendo de fuera. Muchos pensaréis que ésto no es verdad, y que estamos exagerando, pero da la casualidad de que el primo de nuestro amigo Adam, que es escocés, trabajaba en una de las agencias de alquiler más grandes de Edimburgo, y reconoció que en muchas ocasiones, si se puede elegir entre “un local”, y uno “de fuera”, se quedan con “el local”. Casualmente fue ésta agencia la que nos “hizo el lío” cuando intentamos cambiarnos de casa hace un tiempo ya… Pero bueno, que os confirmamos que no es sólo algo que pensemos nosotros, si no que es algo que pasa de verdad.

Por supuesto, buscando casa ésta vez, también tuvimos algún caso de éstos…

Cuando llegamos de Madrid teníamos ya algunas visitas programadas, y de hecho el primer viernes que estuvimos aquí teníamos programadas como 12. En un principio queríamos centrarnos en la zona en la que estábamos viviendo, pero poco a poco, y debido a las múltiples cancelaciones (y decepciones) que íbamos teniendo, fuimos ampliando la zona de búsqueda. (El plano de abajo es el de nuestra casa antigua).

Plano de casa

Buscando casa ves de todo: Casas con el suelo en el que literalmente te quedas pegado, camas que nunca han sido hechas, cocinas con platos sucios de semanas, ropa sucia, casas en las que ponía en el anuncio “no mascotas” en las que vivían mascotas, muebles del año “pum”…

Aunque también vimos alguna cosa que no estaba mal… Ese fue el caso de la casa que más nos gustó de nuestra primera ronda de visitas de casas. La casa estaba en una zona de Edimburgo que se llama “Abbey Hill”, muy cerquita del palacio real. Aunque no era nuestra zona favorita, la verdad es que el piso era una pasada: dos habitaciones, dos baños, cocina grande, salón grande con cristalera y ventanas de las que cierran de verdad. La casa la vió Tami sin Borja, pues a pesar de que las agencias te exigen que ambas partes trabajen a tiempo completo, las visitas suelen ser a horas que SIEMPRE coinciden con el horario de trabajo… Y se “enamoró” a primera vista, pero claro, Borja no la había visto y elegir una casa sin haberlo visto los dos, era un poco “arriesgado”… Pero como para poder repetir una visita de un piso, hay prácticamente lista de espera, decidimos ir a la casa directamente y pedir a los inquilinos que vivían ahí que si podíamos verla…

La verdad es que el chico de la casa fue muy majo y nos dejó verla, a Borja también le gustó mucho, así que decidimos ir a la agencia a la que pertenecía la casa y hacer los papeles.

Una vez allí, y una vez todo hecho, nos dijeron que ya sólo faltaba que el casero aprobase todo, pero que todo estaba bien, que no había nadie más interesado ni más visitas, y que en un máximo de 3 días nos avisaban para ir a pagar y a firmar el contrato definitivo.

Bueno, pues a los 7 días empezamos a llamar una vez al día… Hasta que a Tami le dijeron que por favor no llamase más, que ya nos avisaban, y que “no había nadie más interesado ni más visitas programadas”. Imaginad nuestra cara cuando a los pocos días nos metemos en la web de la agencia, la casa no estaba entre las “libres” y llamamos y nos dicen que “la casa estaba ya alquilada”. No es por ser desconfiados, pero cumplíamos absolutamente todos los requisitos menos ser escoceses… Y supuestamente no había más visitas ni más gente interesada. En fin, que nuestro gozo en un pozo. Y después de haber estado casi dos semanas de parón sin buscar (se suponía que esa casa ya iba a ser nuestra), tuvimos que empezar otra vez de cero (porque por supuesto, nuestra segunda y tercera opción ya habían sido alquiladas).

De mudanza

De la segunda tanda de visitas organizamos como 13, de las cuales nos cancelaron la mayoría… De hecho prácticamente sólo fuimos a dos: una que la vió Borja sólo y otra que fuimos a ver los dos que por cierto nos encantó. Lo malo es que había muchísima gente interesada en ella: nos quedamos los últimos de la visita y el señor de la inmobiliaria (que era majísimo por cierto) nos dijo que iba a estar complicado, porque era un piso que tenía a muchas personas interesadas y que todas las personas que lo vieron con nosotros, habían pedido el formulario de contacto. La verdad es que sin muchas esperanzas, rellenamos todos los papeles y al día siguiente los llevamos a la agencia, y… ¿Sabéis qué? Nos la dieron. Además está cerca de dónde vivíamos y, lo mejor de todo… ¡¡Con suelo de madera!! (bueno… al menos en el salón).

Ya una vez con casa, sólo quedaba organizar la mudanza, aunque Tami, preocupada porque no quería pegarse una paliza el último día, había ido dejando todo recogido en cajas durante los meses anteriores. Pero como siempre nos complicamos la vida, tuvimos que hacer no una mudanza, si no dos. Ya sí que sí, nos despedíamos de nuestra casita de las Colonias de Stockbridge.

Balmoral 2

La casa nueva nos la dieron el día 7 de marzo, pero la “vieja” la tuvimos que dejar el 16 de febrero, con lo cual estuvimos unos días “homeless”. Durante esos días tuvimos que repartir todas nuestras cosas (incluso muebles) por distintas casas de la ciudad, y nos quedamos en casa de Adam, Sarah y Emily. Nuestra habitación parecía una leonera, y no es broma… Cajas, bolsas y maletas, y eso sin contar todo lo que había repartido por el resto de casas… Era un agobio vivir así, pero por suerte teníamos un viaje programado a España, con lo cual se hizo más llevadero.

El día de la mudanza Tami y Borja (no Borja el que todos pensáis, si no otro Borja que es amigo nuestro) se encargaron de llevar todas las cajas y maletas a la casa nueva, que por cierto, estaba mucho más vacía de lo que esperábamos, pues muchos muebles de los que había cuando hicimos la visita se los habían llevado. Aun así la casa nos encantó desde el primer momento, y en tan sólo 3 días (y muuuuchas horas de paliza limpiando y colocando) conseguimos vaciar las cajas, comprar los muebles que faltaban y organizar todo… ¡Hasta cocinamos para la semana siguiente! Y éste fue el resultado, que como notaréis tiene habitación de invitados, así que quién se anime que consulte nuestro “calendario de visitas” y estaremos encantados de acogerle a cambio de como no, jamón y aceite (tened en cuenta que las fotos de la casa nueva están hechas con el móvil, con lo cual la calidad y la luz dejan mucho que desear).

Borjami casa 2

casa borjami

Feliz semana a todos 🙂

7 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Begoña jimenez dice:

    Enhorabuena! Parece una casa preciosa, un beso grande a los dos!

    1. borjami dice:

      Muchas Gracias Bego! Esperamos que estéis todos bien 🙂

  2. Papichi dice:

    Que gusto hijos, veros tan bien aunque esteis un poquito lejos. Esperamos que Javier pueda tener otra “casita” asi muy pronto.
    Animo emigrantes

    Mama y Papa

    1. borjami dice:

      🙂 Muchas gracias papichis 🙂 Tenemos muchas ganas de que vengáis a conocerla :).
      https://weneedjamonyaceite.wordpress.com/2014/04/02/borjami-casa-2-0/#respond

  3. Juanca dice:

    Oye!!! Que yo tambien lleve cajas!!! =(, encima que hago mudanza de traje….!!!!

    1. borjami dice:

      Tienes toda la razón pequeño 😦 ¡Perdón! 😦

      1. Juanca dice:

        🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s