El Gran Día de Borjami 

Nadie puede prepararte para lo rapidísimo que se pasa el día de tu boda. Todos tus amigos y tus familiares te lo dirán una y otra vez: “disfruta que se pasa volando”, y de verdad es así: es una abrir y cerrar de ojos. Por suerte nosotros pudimos disfrutar de dos días :).

Debajo de la falda

El día 28 de Julio a las 10.30 de la mañana, en los juzgados de Soto del Real, se hizo oficial: nos casamos y obtuvimos nuestro libro de familia :). La verdad es que ese día sí que hubo un poquillo de nervios y hasta tembló un poco la voz, pero se pasó pronto al ver las caras de felicidad (y alguna lagrimilla fugaz) de todos la familia y amigos que nos rodeaban.

La ceremonia oficial

Para celebrarlo fuimos a comer con los padres y los testigos a un pueblecito cercano. Después estuvimos en la piscina y más tarde quedamos con nuestros amigos que habíán llegado de diferentes partes del mundo para visitar la ciudad: nuestras amigas Turcas, nuestros amigos de Edimburgo… Todos estaban ahí :). Fue una tarde muy agradable que acabó en la azotea del Círculo de Bellas artes viendo el atardecer.

Libro de familia

Al llegar a casa, nos dimos cuenta de que no habíamos practicado ningún baile para la boda, pero por suerte los padres de los amigos de Borja (que son buenísimos bailando) estaban en casa y nos tuvieron practicando hasta la 1 de la mañana. ¿Qué habríamos hecho sin ellos!?

Borjami de Boda

Tras dormir largo y tendido, por fin llegó el día :).  Y mucho más rápido de lo que creíamos. Cada uno nos preparamos por nuestro lado: el novio en casa con sus padres, y la novia en un hotel.

El día del novio

Pasar la mañana relajado con mis padres, mi hermano y los perros en la piscina fue lo que necesitaba. Era una sensación de relax que no tenía desde hacía tiempo y que necesitaba en esos momentos. Después fuimos a “tapear” para no hacer una comida copiosa y dejar hueco para la noche.

Borja y Papizzi

La preparación de las fotos en casa con Carlos y Patricia, fue espectacular, muy divertida, hasta Coco y Golfo se pusieron de gala. Ese rato de arreglarse, fotos y espera se me pasó volando, sin darme cuenta ya estaban en casa Ernesto, Mayte, Juanito y Nieves esperando a ver a aquel pequeño que tanto habian cuidado en el pasado.

coco y golfo

Luego llegó el primo Nachete que me aconsejó que disfrutara de cada momento de este día ya que era muy difícil volver a juntar en una sola celebración a toda la gente que te quiere, y no le faltaba razón. Con su llegada ya estábamos listos para partir hacia la finca.

Borja y Mili
A la llegada a la finca, en la que ya había algún que otro invitado esperando, empecé a ver todas aquellas caras conocidas y a ir de un lado para otro para hacerme fotos con todos los que me lo pedían, ¡era como volver a ser una estrella del rock!. Sentía que quería estar con todo el mundo pero a la vez tenía la impresión de que no podia dedicarle el tiempo que quería a nadie ya que al estar dando vueltas de un lado para otro y saludando a todo el mundo, era bastante difícil.

La llegada

Llegó el momento de empezar la ceremonia y esperar a la novia, que por cierto estaba radiante. No estuve nervioso en ningún momento del día (de hecho todo el mundo me preguntaba eso y que si no tenía calor a la vez que tocaban la tela de mi traje) hasta que vi entrar a Tami. Estaba incluso más nervioso que cuando me tocaba hacer los exámenes de flauta en el colegio.

Solo ante el peligro

La ceremonia fue para no olvidar, desde la entrada al son de la magnifica voz de Joyce, que nos preparó unas canciones sorpresa, el Primo Dani, que fue un maestro de ceremonias inmejorable y todos los que nos dedicaron unas palabras, Ernesto, la Tía Marian, el primo Nachete, Juanki, SP y el duo Tave/Chakytín.

Joyce

Todo ésto unido a las caras de felicidad de todos los asistentes y a las lagrimas de Milili y Papizzi hicieron de aquel momento uno de los más especiales de mi vida.

El día de la novia 

El día empezó en casa de mi madre con mi tía Mari que había venido desde Granada y mi madre, que estaban dando los últimos retoques a sus vestidos. Luego llegaron las damas de honor para arreglarnos todas juntas las uñas (batí un record mundial de días sin morderme las uñas). Tras bajar el vestido al coche y hacer maravillas para conseguir que no se arrugase, nos pusimos en camino hacia el hotel donde me iba  preparar: el Eurostars Madrid Tower.

Preparándonos en el hotel

Vestirnos en el hotel fue muy divertido, allí nos peinaron, maquillaron y nos hicieron las primeras fotos. Y aunque parezca mentira, os diré que la menos nerviosa de esa habitación era la novia. Las damas de honor y mi madre estaban como flanes, pero la verdad es que yo estaba bastante tranquila (ya os conté por qué).

La novia

Tenía un poco de miedo de que el día se hiciera demasiado largo (soy un poco impaciente y no me gusta nada esperar) pero la verdad es que todo pasó rapidísimo y cuando nos dimos cuenta ya era hora de salir hacia la finca, así que nos subimos al coche y fuimos para allá.

Las chicas

Nada más llegar y ver todos los coches aparcados me puse muy contenta (más si cabe) e intentaba desde el parking ver a todos nuestros amigos y familiares que estaban tomándose algo antes de la ceremonia. Tras sacar el vestido del coche nos fuimos a preparar para salir…  Eso sí, las damas de honor me hicieron quitarme el Fitbit… ¡La de pasos que me hicieron perder :P!

Esperar ya vestida a ver a Borja, ¡eso sí que se me hizo largo!

Mami y Tami

Fue muy gracioso porque o estaban explicando el orden de como salir, como entrar a la zona de la ceremonia… como estaban todas un poco nerviosas lo tuvieron que explicar más de una vez 🙂 pero me parecía muy gracioso ver a todas tan nerviosas. Por fin llegó el momento de ir andando por la larga pradera de césped, con las damas de honor por delante, mi madre a mi lado y Borja guapísimo esperando en el altar.

Borji esperando

De hecho según caminaba hacia él, no vi a nadie más, era incapaz de distinguir ninguna cara… Sólo le veía a el, sonriente debajo de nuestras banderitas de tela, mientras Joyce cantaba una canción preciosa. Fue un momento mágico :).

La entrada

Una cosa sin duda con la que me quedo del día de la boda, era con la cara de Irene, ¡Estaba súper feliz! 🙂

La ceremonia

Cuando empezamos a planear la boda, decidimos que queríamos que quedase entre familia y amigos, nada de actores que no nos conocían para hablar de nosotros. Los encargados de organizarla fueron los primos Dani y Nacho, que por cierto lo hicieron todo genial. Dani se encargó de toda la estructura de la ceremonia y Nacho de ayudar a organizar los discursos e hizo uno el mismo :).

Dani

La ceremonia fue muy emotiva: como Ernesto habló con cariño de lo importante que Borja significa para el, haciendo saltar las lágrimas de más de un asistente. Le siguió la tía Marian en representación de nuestra familia “maña”, que contó historias de “La Puebla”… Revivió las tardes de verano de la infancia y se acordó de las personas importantes que no habían podido ir a la ceremonia.

Invitados

Después llegó el emotivo relato de JC (que previamente había impreso en inglés para entregar a los extranjeros) donde además de dar la clave de nuestro wifi de casa a todos los asistentes, y contar unas cuantas anécdotas sobre nuestra amistad, contó una bonita historia sobre un profesor con sus alumnos.

El discurso de JC

Le siguió el discurso del primo Nachete, que decidió saltarse el guión e improvisar sobre la marcha (demostrando así lo buen orador que es:) ). Dedicó unas palabras muy cariñosas y divertidas sobre su primo “mayor” haciendo reír a más de uno de los presentes.

Primo Nacho

No faltaron las palabras de Sara, como le temblaba la voz (casi nos have llorar a los dos)… Sara que es nuestro “equipito”, que siempre está ahí para cualquier cosa y que nos ha acompañado en casi todas nuestras aventuras. Sin duda ella es de las personas que mejor conoce a “Borjami”.

Sp forever

Los discursos terminaron con un divertido discurso de Tave y Chakytín, amigos de toda la vida de Borja, compañeros de pillerías y muy queridos, que pusieron un toque de humor (y a la vez nostálgico) a la ceremonia.

Tave y Chaky

Uno de los momentos que recordamos que nos hicieron más gracia, fue a la hora de entregar los anillos, cuando Dani, al terminar nosotros de decir el “sí, quiero” dijo “estupendo”, haciéndonos estallar a todos en una carcajada.

Ceremonia

También el momento de salir de la ceremonia con la canción de “Friday I’m in love” de “The Cure” bajo la lluvia de pétalos de flores es un gran recuerdo. Ahí por fin la novia empezó a ver caras y por fin los dos, pudimos relajarnos y empezar a disfrutar.

Pétalos

Y después…

Tras saludar a todos, empezó la sesión de fotos (no sin antes hacer una foto de grupo). En la foto de todos los invitados teníamos globos para soltar todos a la vez “a la de 3”. Bueno, está claro que la coordinación no es el punto fuerte de nuestros familiares y amigos, pues con el número uno salieron los primeros globos volando. Aún así quedo un bonito recuerdo y siempre que nos acordamos nos hace sonreír.

Los globos descoordinados

Hacernos las fotos fue muy divertido, además como ya conocíamos a nuestros fotógrafos Patri y Carlos de cuando estuvieron en Escocia, todo fue sobre ruedas. ¡Son unos auténticos profesionales! (Que además levantaron pasiones entre el público tanto masculino como femenino).

Los manicos

Lo que fue más pesado fue hacer las fotos de grupo, ya que nos descoordinamos un poco y se hizo un pelín pesado… Además en un momento determinado la “&” se dio la vuelta, y empezó a salir al revés en todas las fotos… ¡Una buena anécdota! Pero al menos tenemos fotos con todos los invitados :).

Fotos grupo

Tras comer 0 canapés y salir en medio millón de fotos, por fin llegó la hora de la cena. Nos dio mucha pena no haber disfrutado más del cóctel para hablar con la gente… Además la zona del cocktail estaba preciosa :), las luces, la decoración, nuestras banderitas… Todo estaba absolutamente perfecto :). La verdad es que tanto Anita, como Miguel y Natascha (los dueños de la finca Aal Cachucho) hicieron un trabajo excelente.

El Cocktail

La entrada a la zona de la cena fue con la canción de “Sex on Fire” de “Kings of Leon“. La zona de la cena estaba preciosa también, con todos los puestecitos de comida listos para ser atacados… Aunque a decir verdad, comer no comimos mucho, pero hemos oído que todo estaba muy rico (sobre todo la carne).

boda-tami-y-borja-591

boda-tami-y-borja-592

Decidimos optar por una colocación de mesas poco tradicional, y sentarnos con nuestros amigos y hermano en vez de con nuestros padres. Y nuestros padres con sus amigos/familia. La verdad es que la idea nos gustó mucho, y los padres parece que también se lo pasaron muy bien :).

Padres y amigos

En un momento de la cena el cielo empezó a amenazar con tormenta: el viento, el olor a lluvia y los rayos fueron los protagonistas de la cena durante un buen rato. Por suerte en el último momento la tormenta cambió de dirección… Y menos mal, porque todo fue al aire libre :).

Ben and Joe

Las mesas tenían un detalle para cada invitado, a los más jóvenes les pusimos unas “mason jars” como las que usamos nosotros en casa y a los “más mayores”, unas tarjetas de UNICEF (aunque los encargados de organizar las mesas se hicieron un poco de lío y acabó todo un poco mezclado).

Los vasitos

Durante la cena nos fuimos levantando para ir hablando con todos los invitados de las mesas, y también dimos un pequeño detalle a las mamis (un ramo de flores) y a las siguientes parejas en las listas de boda :p. Mili se puso tan contenta de recibir su ramo que se puso a bailar encima de una silla, aunque por desgracia ese momento nos lo perdimos… Pero nos lo contaron con mucho detalle.

Mamis y el ramo

El ramo decidimos no tirarlo, y dárselo directamente a una dama de honor, también una de nuestras mejores amigas: SP-Poch-Pochifloss-Florecilla (a quién los demás conocéis comúnmente como Sara) que se lo merecía por todo lo que nos cuida (y por qué también queremos que sea la siguiente :P).

Sp y el ramo

Tras terminar la cena, pasamos a la zona del baile para nuestra “actuación”. Tami practicó con Alicia un pelín antes (fue como un ensayo general) antes de bailar con Borja :). El baile no salió mal del todo, y acabamos bailando con los padres (aunque Asun se escondió entre la multitud y Borja casi no pudo bailar con ella). La canción que elegimos para el baile fue “Cheek to cheek” de Ella Fitzgerald con Louis Armstrong, en recuerdo a una persona muy especial que hace unos años que ya no está.

Primer baile

Una vez terminado el baile de los novios, dio comienzo la barra libre y la discoteca, liderada por nuestro Dj Juan Carlos, que además de ayúdanos con la organización y los tiempos de la ceremonia, tuvo a todos nuestros invitados bailando hasta las 5 y media de la mañana.

La disco

También tuvimos un Fotomatón que fue muy divertido y además quedaron unas fotos chulísimas de recuerdo. Entre nuestras favoritas están:

20160730_010757_212_img_7998

20160730_015238_679_img_8108

20160730_033414_038_img_8219

20160730_011940_088_img_8031

En la discoteca no faltaron canciones típicas de baile de boda como “la Macarena” o algunas cosas más características de nosotros como Blink182, Skrillex, las Spice Girls o el Saturday Night (y eso que era viernes :P). No hacemos ascos a nada.

Saturday night

Hubo congas, manteos, sevillanas, más manteos, un limbo, más manteos, selfies y por supuesto el baile del robot (al que Palu nos acompañó).

Borja en una conga

La mención honorífica del baile se la llevan el tío Jose que no paró de bailar en toda la noche y es protagonista de algunas de las fotos más divertidas de la noche (y de alguna que otra conga), y Mili, que no paró de bailar y de animar a todo el mundo y que además estaba radiante de contenta.

Bailando

El baile acabo tarde, con las piernas muy cansadas, el suelo pegajoso, un vestido muy sucio y algunas cosas olvidadas. Pero sobre todo con muy buenos recuerdos que nos tuvieron sonriendo todo el día, que nos hacen sonreír ahora, y que esperamos que nos hagan sonreír siempre.

Selfie de boda

Gracias a todos los que vinisteis y nos acompañasteis en un día tan especial, a los amigos de lejos, a los de cerca, a las familias, a las familias “adoptivas”, a los amigos de toda la vida, a los amigos nuevos, a los primos y a los que no pudisteis venir pero que seguro que os acordasteis de nosotros como nosotros nos acordamos de vosotros. Muchas, muchas gracias.

Dinos

Pero sobre todo en especial a nuestros padres por toda la ayuda y el apoyo que nos dieron: a Milili por las 300 banderas (o más) que nos ayudó a coser y por irradiar felicidad en la boda, a Papichi por cuidar de todos los invitados y por aceptar una boda algo menos tradicional de lo normal, y a Asun por la enorme paciencia aguantando a la novia durante todo el proceso (que creedme que no fue fácil) y por el increíble viaje de novios. Estabais todos guapísimos y nerviosísimos :). Y gracias no sólo por la boda si no por habernos cuidado siempre y por cuidar ahora de “el equipo” Borjami. Os queremos mucho.

La familia

A todos, otra vez, gracias :).

Un comentario Agrega el tuyo

  1. Begoña dice:

    Qué bien lo pasamos!! Fue un día muy muy especial… Besitos guapetónes!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s